Fundación Magdalena: mejora de la seguridad en los baños

Estas vacaciones han empezado las mejoras en algunos de los baños de la Fundación, aprovechando que varias internas se van unos días.

Esta es la noticia que anuncian en su Facebook:banosFM

¡¡ Ya estamos en marcha !!!, gracias a la generosa colaboración de nuestros amigos de la Asociación ALAS estamos sustituyendo el suelo de los baños de la Residencia Los Fresnos, a un pavimiento vinílico tipo pvc, que permitirá, mejorar seguridad de las personas que utilizan las duchas y los WC, evitando, en la medida de lo posible, accidentes y/o caídas que provoquen traumatismos por colisionar por una superficie muy dura y resbaladiza cuando está húmeda.Por otro lado, la movilidad y seguridad se verá mejorada en personas que utilicen sillas de ruedas y/o andadores.

¡¡ Como veis es un gran regalo de Navidad, muchas gracias Amigos ¡¡¡

 

Se cumplió el sueño de viajar a la playa ♥♥♥♥♥

Algún detalle de la estancia de los niños-ángeles en Constanza (Mar Negro).
Entre  todos hemos conseguido que pudieran conocer el mar.
Gracias por vuestra generosa ayuda.
Finalmente se ha conseguido enviar a 12 niños, 2 más de los 10 inicialmente previstos ! Han participado en este viaje 6 niños internos del orfanato (Roxana, Ionut, Cristi, Elena, Mikaela y Paul) y otros 6 niños externos.  Estos últimos viven también en situación de extrema pobreza y utilizan por las tardes las instalaciones del orfanato.  Se trata de Elena, Emilia, George Sandu, George, Marin y Daniela.
♥♥♥♥♥
1 2 3 4 6

 

Cuántas cosas buenas durante la estancia de las voluntarias

Ya se les acaba la estancia … pero ha sido muy fructífera.

Lo más importante, sin duda, el amor que han entregado y recibido.

Pero, además, este año también han querido dejar en Gaesti algo material, y no sólo un pedacito de corazón.

Han comprado pijamas nuevos para todos.  Y han comprado para las niñas adolescentes un pequeño neceser con los elementos básicos que a toda niña le gusta tener.

 

pijamas nuevos

ya tienen neceser

 

cosas nuevas

Mensaje de la Fundación Magdalena

 

 

 

Estimados amigos, os dejamos aquí un pequeño testimonio de nuestros amigos de la Fundación Magdalena.  Como recordaréis, hemos abierto una interesante vía de colaboración con ellos.

Con pocas palabras pero con gran agradecimiento:

Hace un mes más o menos conocí a la Asociación ALAS, creada por tres mujeres, que bien podrían ser “Las madres de la asociación ALAS”, porque forman parte de esos grupos de mujeres admirables, que, con una sensibilidad y fortaleza especiales, defienden los derechos de otras personas, haciendo este mundo un poquito mejor. Cuando las conocí, me llamó la atención que, si bien, su lucha nace, como tantas otras veces, de su condición de madres, en esta ocasión no luchan por sus hijos. Con una generosidad aún mayor si cabe, se dejaron contagiar por la ilusión de éstos, y decidieron dedicar su tiempo y esfuerzo, de forma totalmente altruista y confiada, a otros hijos, a otras personas a las que ni siquiera conocen.
Me las presentaron un viernes por la tarde, terminando ya una semana más intensa de lo habitual. Yo les intenté describir en pocos minutos una historia de 35 años y ellas me contaron la suya, mucho más corta pero no por eso menos intensa. A medida que iban hablando, me fui despojando del cansancio con el que había empezado a escucharlas y a trasladarme yo también a ese pequeño hogar de Rumanía, donde la asociación ALAS comenzó su andadura apoyando a niños con discapacidad intelectual. Y es que, cuando las cosas se cuentan desde el corazón, se contagian sin ni siquiera pretenderlo.  
Y sin más conocimiento de la Fundación del que les pude transmitir esa tarde de viernes, han decidido prestarnos su ayuda para la financiación de pequeños proyectos, que probablemente de otra manera no siempre se convertirían en realidad. El primero de ellos, para el que han aportado su valiosa colaboración es el acondicionamiento de la zona de la piscina que ya hemos comenzado y del que en principio vamos a poder disfrutar este mismo verano.
Y así, con una sola visita y con un primer proyecto, empezamos a caminar juntos por un camino de cooperación, hasta entonces inexistente, pero que tanto ellas como yo, estamos seguras de que nos llevará muy lejos.
Desde aquí quiero, en nombre de todos los que formamos la Fundación Magdalena, agradecerles la confianza que han depositado en nosotros y felicitarlas, porque apoyando este proyecto, en el que probablemente se van a lucir muy poco, ponen de manifiesto lo que para ellas es verdaderamente importante. Mas abajo, os incluimos algunas fotos, que muestran la evolución de las obras que van a buen ritmo.
Muchas Gracias Amigos.
Fundación Magdalena.